martes, 10 de agosto de 2021

A indígenas en Apure les dieron bolsas de comida y los encerraron el día antes de las elecciones del PSUV para asegurarse su voto

 

La fractura del Partido Socialista Unido de Venezuela se reveló grotesca y supurante. Las denuncias mutuas de trampas, monopolización de recursos, jugadas sucias, imposiciones y abuso de poder llevaron a muchos militantes a a insultarse y tomarse a golpes


Sebastiana Barráez/ martes 10 de agosto 2021

@SebastianaB

 

Tomado de Infobae

 

No hay respeto por las bases del partido”, es la frase más común que se oyó entre los seguidores del chavismo, desde que el 27 de junio se dio el proceso de postulaciones a las primarias en el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), y que se reforzó con las elecciones internas del domingo 8 de agosto, donde se aplicó “el todo vale”. A algunos no les permitieron postularse, a otros que ganaron en las postulaciones, los sacaron de las primarias. Ahora la excusa es que “no son candidatos definitivos” porque necesitan negociar con el Polo Patriótico, que en realidad ya no existe.
Denuncia sobre los indígenas encerrados un día antes de las elecciones en Elorza

(https://www.infobae.com/america/venezuela/2020/11/15/se-rompio-la-unidad-de-partidos-de-la-revolucion-chavista-el-lider-de-izquierda-unida-afirma-que-el-abuso-del-poder-se-ha-acentuado-con-maduro/)

Diosdado Cabello, primer vicepresidente del PSUV, lo dijo: los candidatos que ganen las primarias del 8 de agosto no serán los definitivos porque la organización garantizará un espacio para los aspirantes del GPP y que por ello se reservan el derecho de tomar decisiones con respecto a los liderazgos nacionales.

La fractura del PSUV se reveló grotesca y supurante. Las denuncias mutuas de trampas, monopolización de recursos, jugadas sucias, imposiciones, abuso de poder, entre otros, llevó a muchos militantes a insultarse, a caerse a golpes, a denunciar lo que tantas otras veces habían dicho candidatos de oposición, pero esta vez no fue el chavismo contra opositores, sino chavistas contra chavistas.

Llevando las bolsas de comida que les dieron para su voto

Uno de esos usos vulgares fue el que hicieron con los indígenas en el municipio Rómulo Gallegos del fronterizo estado Apure, cuya capital es Elorza. El alcalde Solfredis Solórzano, quien tiene ocho años gobernando el municipio, y cuya esposa Emma Diaz es la diputada a la Asamblea Nacional por ese municipio, no logró calzar los votos necesarios para ser postulado a repetir, pero pidió apoyo para Luis Aguilera, actual director de la alcaldía, que resultó ganador.

Uno de los elementos que usó el alcalde, quien pertenece a la tendencia del Gobernador Ramón Carrizalez, fue la ventaja que le da controlar la estación de servicio, con los militares, de manera que administró el combustible para la campaña de Aguilera; igual hizo con el gas doméstico y las bolsas de alimentos CLAP.

Indígenas en Rómulo Gallegos ya recibieron la bolsa CLAP
Los indígenas
En ese municipio, el elemento determinante para inclinar la balanza del triunfo, la representa la población indígena. “Si el candidato tiene gasolina y comida pues se agarra a los indios”, dice un habitante de Elorza.

En este  municipio los indígenas representan unos dos mil votos, la mayoría ni siquiera habla el castellano. Hace unos días, antes de las elecciones, los llamaron, les dieron bolsas de comida, les quitaron las cédulas de identidad y los encerraron como al ganado y luego les dicen por quién votar”.

“Es así como un candidato, aunque no tenga mucha aceptación en el municipio, pero cuenta con dinero para la logística de las comunidades indígenas, sale triunfador. Los utilizan y los indígenas ni se percatan de ello. Es un negocio esos de los indios, porque los funcionarios llegan a acuerdos con los capitanes, los llamados caciques, de esos indígenas ellos y así se materializa el fraude”.

Una de las mujeres indígenas coloca la bolsa en el piso mientras descansa

“Aguilera, como candidato del alcalde, tenía la gasolina asegurada para ir a esas comunidades indígenas río abajo. Como es un solo centro electoral, necesitaban mover indígenas de distintos lados hacia Riecito. Los otros candidatos, como Ricarda Leal tendencia de Pedro Lela, no contaban con recursos como esos para competir”.

La gente ya no sale a votar masivamente como antes y por eso las elecciones las decide esa zona indígena, cuyas comunidades, son como 20, pero entre las más resaltantes está Riecito, Barranco Yopal, Chimborazo, El Manguito, Los Pozones, entre otras”.

Solfredis Solórzano, alcalde de Elorza

En Elorza las elecciones internas se extendieron hasta las 4 de la madrugada. La alcaldía encerró a los indígenas desde el día anterior a las elecciones internas. Les dieron las bolsas de comida y así comprometieron su voto para el candidato a la Gobernación Ramón Carrizalez y Aguilera para la alcaldía”.

El alcalde de Rómulo Gallegos usó todo su poderío local. “Él y su esposa son dueños de fincas y hatos. Para la campaña de Aguilera hicieron una fuerte publicidad, tenían autobuses, camiones, equipos de sonido, tarimas, además de contar con la estación de servicio. Hasta chinchorros (hamacas) regalaron en las comunidades indígenas. Y tenían canoas para movilizar a otros indígenas de sus comunidades hacia el centro electoral”.

El reglamento del partido prohibía que el día de las elecciones se estuviera por las colas de votación en campaña o haciendo proselitismo político. Y Luis Aguilera ignoró eso, dándose vuelta por los centros electorales y ganó con 2 mil 400 votos, porque solo con los indios logró más de 500 votos”.

A indígenas en Apure les dieron bolsas de comida y los encerraron el día antes de las elecciones del PSUV para asegurarse su voto - Infobae

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

La burlona reforma de las leyes con las que el chavismo quiere hacer creer que respetará los derechos humanos

La Asamblea del régimen pretende mostrar como una novedad lo que está expresamente señalado en el artículo 49 de la Constitución de la Repúb...